viernes, 31 de agosto de 2012

Soñar para aprender

¿Qué hace nuestro cerebro mientras dormimos?
Durante mucho tiempo se pensó que dormir era como “desconectar” el cerebro, un tiempo muerto en el que no ocurre nada. Pero esta explicación parecía tener poco sentido evolutivo, ¿Para qué necesitamos dedicar un tercio de nuestra vida a “nada”? y además es un estado en el que somos totalmente vulnerables a los depredadores…
Todos los animales duermen, ente 4 y 20 horas al día, incluso algunos como los delfines duermen en dos etapas, primero una mitad del cerebro y luego la otra. La naturaleza, por tanto, debe de tener un buen motivo para ello.
Soñar para AprenderEn las últimas décadas se han realizado extensos estudios y experimentos que arrojan algo de luz sobre lo que ocurre mientras dormimos. Ahora sabernos que dormir es vital para nuestro organismo, y conviene recalcar la palabra “vital”. Sin dormir moriríamos en pocos días y el hecho de dormir poco o mal compromete seriamente nuestro estado de salud, nuestra memoria y nuestro aprendizaje. Dormir mejora nuestro humor, nuestro estado de ánimo y
nuestro sistema inmunitario, nos recarga de energía, e incluso nos hace tener un mejor aspecto. Dormir nos aclara la mente y nos permite disfrutar de nuevas experiencias. Durante el sueño procesamos información y encontramos soluciones creativas a problemas y situaciones. El sueño es, además, la herramienta con la que nos ha dotado evolución para Aprender.
Un psicólogo alemán de finales del siglo XIX, Hermann Ebbinghaus, vislumbró por vez primera que ocurre en nuestro cerebro mientras dormimos. Varios experimentos y observaciones, sugerían la posibilidad de que dormir servía para consolidar lo que habíamos aprendido en durante el día y nos preparaba para continuar aprendiendo al día siguiente. Pero la comunidad científica del momento descartó rápidamente esta idea, en aquella época consideraban que el cerebro, simplemente se apagaba.
Casi un siglo después Eugene Aserinsky y Nathaniel Klietman, investigadores de la Universidad de Chicago, comprobaron esa teoría. Diversos experimentos les permitieron demostrar que durante el sueño, el cerebro sigue trabajando intensamente. Comprobaron que en determinadas fases del sueño se generaban ondas similares a las que se producen cuando estamos despiertos. También observaron que grupos formados por miles de neuronas se activaban de forma sincronizada, de una a cuatro veces por segundo, durante la llamada fase de sueño lento. Parece, por tanto, que el cerebro no se “desconecta” mientras dormimos.
Pero, entonces ¿Qué hace nuestro cerebro mientras dormimos?
Mientras estamos despiertos nuestro cerebro recoge constantemente información y la almacena. Mientras dormimos, se detiene la captación de información y el cerebro se dedica a procesar todo lo que ha ido recogiendo mientras estamos despiertos, lo analiza, descarta lo irrelevante y clasifica lo importante. Durante este proceso, como se estudia en PNLeliminamos, generalizamos y distorsionamos la información obtenida durante el día. Una vez procesada toda esa información el cerebro queda listo para un nuevo día de aprendizaje.
En un experimento con músicos en el año 2005, monitorizaron su actividad cerebral mientras tocaban una partitura nueva y compleja. Esa misma noche monitorizaron de nuevo su actividad cerebral mientras dormían. Pudieron comprobar que las áreas del cerebro más activas en ambos casos eran las mismas, indicando que mientras dormían, el cerebro recorría una y otra vez las mismas sinapsis que se habían establecido durante el proceso de aprendizaje y así, las reforzaba. Al día siguiente les era más fácil tocar esa partitura.
Todavía queda mucho por aprender en este campo, pero está claro que dormir bien, mejora nuestra salud física, mental y emocional.
Tomado de: www.pnlmadrid.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada